Últimos Artículos

Tu Web del Cine de Terror

Tu Web del Cine de Terror

08 junio 2017

Jesus Marti

De repente, la oscuridad / And soon the darkness (1970)

Cartel de And Soon the Darkness (De repente la oscuridad) una película dirigida por el gran Robert Fuest
Jane (Pamela Franklin) y Cathy (Michele Dotrice) son dos enfermeras inglesas, que han decidido pasar sus días de vacaciones recorriendo la campiña francesa montadas en sus bicis. De caracteres opuestos, Jane tranquila y sensata, Cathy un poco más alocada y con ganas de marcha, pronto tienen una fuerte discusión y deciden separarse. Unas horas más tarde, Jane decide volver a buscarla, pero su compañera ha desaparecido. Con la ayuda de un misterioso joven, inicia la búsqueda por los pueblos de los alrededores. Los lugareños les informan de que una turista holandesa (rubia como su amiga) fue asesinada brutalmente tres años antes, dándose la coincidencia de que la muerte se produjo en el mismo lugar donde Cathy ha desaparecido. Pronto, Jane, se ve envuelta en una espiral de intriga, en la que nada es lo que parece.

De repente la oscuridad resalta por la perfecta creación de ambientes y situaciones.

Robert Fuest, dirigió en 1970 este efectivo thriller con toques de terror psicológico, que a pesar de estar sumido en el más profundo olvido por parte del público, es una digna joya que atesora no pocas virtudes, reafirmando que, a finales de los sesenta y principios de los setenta, el cine de terror británico gozaba de muy buena salud. Fuest, responsable, entre otras, de maravillas como El Abominable Dr. Phibes (1971) o La lluvia del diablo (1975), se interna en este film por los exigentes caminos del thriller, la influencia de Hithcock es muy alargada, realizando un soberbio trabajo, donde se reúnen tensión y terror a partes iguales. 
De repente, la oscuridad, por cierto excelente título, tiene un tempo pausado, que permite al film avanzar en su metraje con precisión quirúrgica, el director nos va presentando a los personajes y definiendo sus personalidades con leves trazos, para, paralelamente y con la misma precisión, añadir elementos distorsionadores que van creando una poderosa atmosfera de intriga y suspense. A partir de la desaparición de Cathy el personaje de Jane adquiere relevancia, todo gira alrededor de ella y es en ese momento cuando Fuest desata todo el potencial del argumento; la desorientación y el aislamiento de la protagonista, tanto por la situación que esta viviendo como por el pobre dominio del idioma francés, permiten al director ir introduciendo personajes y situaciones que fortalecen el desarrollo del film, la sensación de que todos pueden ser culpables o, incluso, estar conchabados en la intriga, es un elemento con el cual se juega sin pausa, creando una especie de aire viciado que envuelve toda la historia y logra que la tensión no baje en ningún momento.
La película es muy sobria, sin grandes alardes técnicos, se desarrolla en un tiempo limitado, lo cual ata secuencialmente todas las escenas de manera perfecta y efectiva, y, curiosamente, se permite la osadía de prescindir de la oscuridad, toda la película transcurre a plena luz del día, por lo que el terror y la angustia se visten con una gran dosis de realidad, haciéndola muy creíble de cara al espectador. Otro punto a destacar es el tratamiento dado a la Francia rural, un entorno bucólico y hermoso que esconde en su seno monstruos y historias desagradables; este contraste permite al director jugar con la dualidad de todos los personajes, siempre parece que escondan alguna cosa: miradas, breves frases o silencios incómodos, acompañan a Jane en su periplo, acosándola y aislándola, rodeándola de un laberinto de sensaciones ominosas que entorpecen todavía más su búsqueda, consiguiendo que la sensación de claustrofobia (a pesar de estar al aire libre) sea intensa y agobiante.  
En definitiva, un verdadero ejemplo de cómo con muy pocos elementos y menos presupuesto, se puede hacer una verdadera película de terror, que explora sin concesiones los diferentes resortes para provocar inquietud y miedo. Una propuesta de tono cinematográfico muy clásico, que resalta por la perfecta creación de ambientes y situaciones, y que juega con el espectador como un gato juega con un ratón. Absolutamente recomendable.
Me olvidaba, existe un remake del film, fue dirigido por Marcos Efron e interpretado por Amber Heard, Odette Annable. Como aun no he tenido ocasión de verla, me limito a señalar su existencia.
Saludos, amigos/as de El Terror Tiene Forma
Podéis ver el tráiler en nuestro canal de Youtube: And soon the darkness
   
Ficha Técnica
Año: 1970 / Director: Robert Fuest / Productor: Brian Clemens, Albert Fennell / Guión: Brian Clemens, Terry Nation / Fotografía: Ian Wilson / Música: Laurie Johnson / Maquillaje: Gerry Fletcher, Allan McKeown / País: UK / Duración: 99m. / Formato: 35mm  / Proporción: 1.85: 1 / Color
Ficha Artística
Pamela Franklin, Michele Dotrice, Sandor Elès, John Nettleton, Clare Kelly, Hana Maria Pravda, John Franklyn, Claude Bertrand, Jean Carmet, André Maranne. 



Subscribe to this Blog via Email :
Siguiente>
« Prev Post
Previous
Next Post »